La cultura rasta, muy común de ver en Jamaica, tiene su origen en África, donde se vió influenciada por el cristianismo fundamentalista de la Iglesia Bautista y la propia doctrina rasta, que en si no es una religión ni doctrina como tal, sino una actitud de vida, un modo de entenderla y vivirla diferente de los demás, sin propiciar ningún movimiento organizado.

espalda_negra.jpg

El rastafarismo tiene su origen por el siglo 18 cuando en Jamaica había muchos esclavos para trabajar los cultivos de caña de azúcar. Con el rastafarismo se conseguía la revalorización de los negros y sus creencias.

Un personaje emblemático del rastafarismo fue Marcus Garvey, inspirando identidad y orgullo a un pueblo históricamente explotado y maltratado por los colonos.

Según los historiadores, de lo que pueden disidir mucho en opiniones y pensamientos, el origen de la humanidad está en África, por lo tanto Dios debería ser negro y gran parte de la historia relatada en la Biblia sería originaria de África.

Entre los principios rastas, está en respeto a la naturaleza, la purificación del alma, y la lucha contra todo un sistema que existía con graves injusticias desde la antigua Babilonia. Otra creencia rasta, es que el cuerpo humano sería sólo un envoltorio transitorio de la vida, no se acepta a homosexualidad, el consumo de carne, de drogas, excepto la Ganja, ni tampoco peinarse ni tomar alcohol. Por ello los rastas llevan esos lulos en el cabello tan característicos de su cultura.

La Ganja o marihuana
, es para los rastas una hierba sanadora, de iluminación y elevación espiritual, que según los rastas, fue creada por Dios para que la humanidad resista los problemas y sea feliz. Ellos no entienden cómo pueden prohibir la marihuana siendo que es un elemento de la naturaleza creado por el mismo Dios, dándole una connotación sagrada y mística que ellos sí entienden.

Foto: nosolocamisetas